No solemos ser conscientes de que no viviremos para siempre en este cuerpo.

Qué hay oportunidades que no se volverán a repetir, ni tampoco las edad ni los años.
A veces, ni siquiera estarán las mismas personas a nuestro alrededor.

Pero, se nos olvida una y otra vez. Cómo si se estuviera convirtiendo en un consuelo social de educación ( que no lleva nada más). Esto es lo que les suele pasar a las. personas muy mayores que ya no les quedan muchos años de vida, pero justo ahí es demasiado tarde.
Ahí solo se pueden hacer las paces contigo y con la vida que elegiste.

Por eso da las gracias y piropos de corazón. Traspasa el miedo sabiendo que nada peor que eso puede ocurrir.
Qué no importa lo que dirán de nosotrxs pues de todas formas van a hablar y la diferencia es que, vas a ser tú quien viva o muera en vida, quién sufra o disfrute.

Recuerda que el miedo va a hacer lo posible para que no lo hagas, pero aquí no hay ningún león que nos vaya a comer para tener que huir.
Somos nuestros aliados.

Thais Calvo
thaisvlcyellow28@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *