Papel quemado

Papel quemado

Tus palabras fueron tan afiladas

que mi propio amor cayó a suelo

sin ni siquiera poder rescatarlo.

Pero por fin lo deshice todo de mi mente.

Todo cayó como papel quemado,

porque ya era demasiado.

Y en su lugar plante polvo de estrellas

para hacer crece un nuevo amor.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *